Los especialistas de la institución denominan el hecho tránsito de Mercurio y en el caso de La Habana podrá apreciarse desde las siete horas, 13 minutos y 55 segundos,  hasta las 14 horas, 41 minutos y 52 segundos.

Aclararon que en el país durará siete horas, 27 minutos y 56 segundos.

También será visible en la mayor parte de Asia (con excepción del Sureste asiático y Japón), Europa, África, Groenlandia, América del Sur, América del Norte y la mayor parte del Océano Pacifico.

Aclararon que por el pequeño tamaño aparente de Mercurio, es imposible observarlo durante el tránsito si no se utiliza algún instrumento óptico.

La manera más segura de hacerlo es proyectando la imagen del Sol obtenida a través de un telescopio sobre una pantalla blanca.

En su paso, Mercurio aparece como un minúsculo círculo de color negro, que se desplaza lentamente sobre el disco solar, lo cual ocurre de Oriente a Occidente.

El último evento de este tipo aconteció el ocho noviembre de 2006 y el próximo será por la mañana del 11 de noviembre de 2019, según la misma fuente.

Los especialistas del IGA advirtieron que es peligrosa la observación directa del Sol, debido a posibles quemaduras en la retina, por lo que deben emplearse métodos de protección adecuados, entre ellos filtros solares.

Indicaron que al usar un telescopio se debe proyectar la imagen del Sol en una pantalla blanca, observándolo siempre de forma indirecta, en torno a lo cual deben extremarse los cuidados para que nadie en ninguna circunstancia lo mire directamente.

El IGA es una institución del Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente, que surgió en 1974 y en la actualidad sus investigaciones responden a  Programas Nacionales de Ciencia y Técnica, en particular el de Cambios Globales y el Desarrollo Sostenible Cubano.   

{flike} {plusone} {ttweet}