FLORIDA, CAMAGÜEY.- Como en los buenos tiempos azucareros de Florida, los obreros del central Argentina, encabezan las reparaciones en fecha de los seis centrales que molerán caña la zafra 2016-2017 en Camagüey y no obstante algunos aseguramiento por llegar contratados a las propias entidades de AzCuba, todos se comprometieron a producir azúcar con altos rendimientos a partir del primero de diciembre.

En el nuevo almacén de azúcar del ingenio, pendiente de terminación por los constructores de la Empresa de servicios Técnicos Industriales (ZETI) y ante las principales autoridades políticas y gubernamentales de la provincia y del municipio, la palabra de los agroazucareros de allí y de los abastecedores cañeros del “Ignacio Agramonte”, quedó libre para alertar cualquier dificultad que atente contra la venidera molienda , considerada de Patria o Muerte para floridanos y camagüeyanos en general.

Jefes y obreros de las distintas áreas, mostraron -sobre todo- la disposición de trabajar las horas que sean necesarias para concluir con antelación a las fechas tradicionales las reparaciones con calidad y probar con caña la pre-arrancada y cara a cara con los suministradoras y empresarios azucareros sacaron a reducir las llegadas tardías o aplazadas de algunos aseguramientos, cuyas respuesta resultan archiconocidas: “ese motor mañana lo pueden ir a buscar, el eje viene en camino, hoy mismo llegó esa pieza… esos tomacorrientes no tienen problemas…me acabo de enterar ahora de que falta ese aseguramiento pero se resuelve esta semana…”. En fin, no habrá problemas por la calidad de las terminaciones ni por la arrancada del Argentina el primero de diciembre, según fecha convenida con los representantes de AzCuba.

Áreas como el basculador y centrífugas donde se ha laborado muchísimo merecieron aplausos, al igual que se reconoció avances en la calidad de la comida del comedor y la atención obrera, aplausos comprometedores como los que pidió para todos los protagonistas del central Alexis Mollinedo Álvarez, responsable de que el central no se pare por déficit de caña. Sin embargo, cosecheros, camioneros y operadores de tiro, mostraron mucha preocupación por el mal estado de los caminos, dado la pasividad de Tranzmec y otros responsables locales de mejorarlos, cuando faltan apenas 20 días para el comienzo de la cosecha.

“Argentina-dijo Lázaro Álvarez Padilla-, posee variedades de caña para desde el inicio de los cortes, elevar los rendimientos industriales”. A esa afirmación se añadieron otras posibilidades reales para que ese ingenio, con la disponibilidad de materia prima y medios técnicos disponibles para el abasto estable y la eficiencia industrial, pueda ubicarse entre los primeros cinco del país.

Hasta este sábado, lo apreciado en las reparaciones fabriles y los preparativos agrícolas en Siboney, Brasil y Argentina, son halagüeñas para que la provincia cumpla la ansiada producción de azúcar con un aporte adicional incluido, mas, habrá que hacer énfasis en la capacitación de los protagonistas de la zafra agroazucarera, la cual lleva implícito la exigencia administrativa de la disciplina laboral y tecnológica desde el mismo inicio cumplidor (y no puede ser otro), de la Zafra Chica en diciembre, al doblar de la esquina.

Entonces, entre pitazos y olor a guarapo de abril, los aplausos sonarán más altos.