CAMAGÜEY .-Aumentar el número de embriones y las transferencias, incluir en el proceso a donantes de raza Siboney (productoras de leche) y continuar formando jóvenes en la actividad científica son algunos de los retos que se propone hoy el Centro de transferencia de embriones, en el municipio de Jimaguayú, uno de los cinco que funciona en Cuba.

Inaugurado el 2 de diciembre de 1989, el laboratorio de Referencia Nacional se propone multiplicar y mejorar la genética del ganado lechero y de carne, y en consecuencia incrementar la producción de esos renglones.

Los avances que se vieron interrumpidos por el Periodo Especial, con limitantes para la importación de hormonas y otros productos por sus altos precios en el mercado internacional, se retomaron a finales del 2015 con la reinauguración del Centro, que aun con algunas dificultades en el equipamiento, ha conseguido trabajar a 28 vacas con 67 embriones fertilizados obtenidos allí.

Los resultados pueden mejorar, que solo 17 de estas hembras respondieran de manera positiva a los tratamientos mantiene insatisfecho al equipo, que valora causas y consecuencias para que su trabajo sea más efectivo.