Rogelio Peña, director de la industria, dijo a la prensa que la planta está técnicamente en condiciones de vencer con antelación lo previsto en 2015, luego de una parada de marzo por mantenimiento y reparación, además de la incorporación de algunos equipos nuevos.

Entre las inversiones figuró el montaje de un condensador evaporativo, que le amplió las posibilidades de fabricación a la instalación.

La eficiencia mostrada desde entonces le permite a “Helados Coppelia” alcanzar diariamente de más de seis mil galones del alimento, en composición de grasa del 11 al 18 por ciento y con 13 sabores en su surtido.

El destino de las elaboraciones es para abastecer las cremerías y otras unidades de la gastronomía ligera y actividades recreativas de la provincia y a los hoteles del balneario de Santa Lucía y los radicados en esta ciudad, aparte de realizar envíos a Ciego de Ávila y Sancti Spíritus.

La fábrica se fundó hace más de 46 años y los helados los prepara con leche de elevada calidad procedente de rebaños localizados en los municipios de Jimaguayú y Vertientes.

“Helados Coppelia Camagüey” pertenece a la empresa Lácteos Camagüey, primera de Cuba en producciones derivadas, principalmente queso y mantequilla.   

{flike} {plusone} {ttweet}