Según explicó Joel Monzón, director de ese proyecto y presente en el territorio como participante del VI Congreso de la Sociedad Espeleológica de Cuba, por primera vez se hará en Camagüey un estudio abarcador que incluirá propuestas de conservación y manejo de ese mamífero.

Desde los años 70 del siglo XX, luego del compendio Los murciélagos en Cuba, publicado por el profesor Gilberto Silva Taboada, miembro de honor de la Academia de Ciencias, no se ha trabajado más con profundidad en esta provincia con respecto a los murciélagos, señaló el especialista.

Solicitada por la Empresa Nacional para la Protección de la Flora y la Fauna, la expedición de CUBABAT realizará en un primer momento un inventario de las especies existentes en Cayo Sabinal, y propondrá acciones de conservación y proyecciones de investigación en el área protegida.

Monzón destacó entre sus expectativas la posibilidad de encontrar allí una especie endémica cubana y en peligro de extinción, el Mormopterus minutus o murciélago de las Jatas, pues en el cayo hay  poblaciones de la palma Copernicia vespertilionum, hábitat único de esa clase de quiróptero.   

Sería un hallazgo sumamente importante, pues en el país solo existen cinco localidades con presencia del Mormopterus minutus y en asentamientos muy reducidos, comentó el biólogo.

En su ponencia como parte del evento, el científico abordó otros aspectos relacionados con la conservación de los murciélagos, como el marcaje de estos para monitorear su reproducción, longevidad, segregación y desplazamientos.

Participantes de las provincias de Pinar del Río, La Habana, Mayabeque, Artemisa, Matanzas, Cienfuegos, Villa Clara, Sancti Spíritus, Ciego de Ávila, Camagüey y Holguín, expusieron también sobre registros fósiles, hallazgos arqueológicos aborígenes y arte rupestre, entre otras temáticas. 

{flike} {plusone} {ttweet}