CAMAGÜEY.- La heladería Coppelia, establecimiento emblemático del centro de esta ciudad, es objeto de una remodelación general que en pocas semanas la dejará en mejores condiciones para el verano 2018.

Noelia Álvarez Gutiérrez, subdirectora del complejo, informó a Adelante Digital que en la obra intervienen trabajadores por cuenta propia junto a los de la instalación, quienes acometen labores como restauración de algunos pisos, la pintura exterior e interior del inmueble y la rehabilitación total del área de la cancha. También es reparado todo el parque de equipos de refrigeración.

El proyecto y ejecución del nuevo decorado está a cargo de la Oficina del Historiador de la Ciudad, mientras que la reparación del mobiliario lo asume el Fondo de Bienes Culturales.

Cafetería La SupremaCafetería La Suprema

Con el objetivo de satisfacer la actual demanda, de forma provisional habilitaron en el segundo piso la cafetería La Suprema, luego de su remodelación, para ofertar, además del habitual pollo frito, cervezas y refrescos, también combinaciones de helados y dulces, donde existe una capacidad de 60 personas sentadas. Además mantienen como siempre, el área de venta de helados especiales, de mayor precio.

La obra constructiva se inició a principios del actual mes de junio y actualmente laboran en jornadas de 12 horas, incluidos los fines de semana, a fin de terminar totalmente en próximos días, lo cual contribuirá a “refrescar” más este verano que apenas comienza.

De la historia del inmueble

El antiguo Ten Cents de Camagüey, tienda famosa en su época, fue proyectada por el arquitecto Roberto Pesant en 1956. Tenía la particularidad de comenzar en la calle Maceo y terminar en la calle Independencia, con accesos principales por ambas vías, lo que permitió que siempre fuera un paso peatonal de uso cotidiano entre los camagüeyanos.

Fue importante por el tratamiento contemporáneo que su autor le aportó al gran espacio interior de la planta baja, siguiendo los lineamientos usuales para este tipo de establecimiento comercial, además de mostrar toda la estructura de hormigón a través del sistema de vigas con apariencia natural y las marcas del entablado que formaba el encofrado.

En los años 70 del siglo pasado el edificio fue remodelado por el arquitecto Juan Betancourt, para cambiar su uso para la actual heladería Coppelia. Las acciones realizadas tanto en el interior como en sus fachadas, lo convirtieron en un un magnífico ejemplo del quehacer arquitectónico de esos años, último momento del Movimiento Moderno en nuestro país.

  • cop2
  • cop
  • cop9
  • cop5
  • cop12
  • cop3
  • cop6
  • cop7
  • cop11
  • cop4