CAMAGÜEY.- Como está previsto por la Contraloría General de la República de Cuba hoy comienza en la provincia –como en el resto del país-- la XII Comprobación Nacional al Control Interno, ejercicio que mediante una muestra seleccionada busca apreciar el estado de cumplimiento de las normativas jurídicas y administrativas en diferentes materias contables y financieras.

Las MC.c. Leticia Carmona Galindo, vicecontralora en la provincia, ratificó en declaraciones a Adelante Digital, que el tema principal en esta ocasión es el control y uso de los inventarios y como procesos colaterales el estado de cumplimiento de las cuentas por cobrar y pagar, la dinámica del combustible y los pagos a privados por entidades estatales.

El primer día estará dedicado a presentar las acciones de control ante los consejos de dirección de las 20 entidades –10 de subordinación al Consejo de la Administración Provincial del Poder Popular y las restantes a empresas radicadas en Camagüey y en algunos municipios. Más un recorrido por las áreas para conocer las características de las unidades y el intercambio con especialistas.

De ahí en adelante, el trabajo estará dirigido a la fase de planeación y el conocimiento a priori del sujeto a evaluar, labor de comprobación que irá creciendo en el transcurso de los días hasta el cierre del proceso, señalado para el 12 de diciembre.

De las empresas, tres pertenecen a Azcuba; el central Argentina, logística Azumat Florida y la sucursal provincial; de Recursos Hidráulicos, la Empresa de Aprovechamiento Hidráulico y Acueducto y Alcantarillado, de Vertientes; y del Ministerio de Economía y Planificación, la Oficina Nacional de Estadística e Información de la capital provincial.

El Ministerio de la Construcción estará representada en la comprobación por la empresa de materiales Escambray; el de Industrias, por la Unidad Metalúrgica Nuevitas y la Recapadora de Neumáticos Horacio Cobiellas, mientras Energía y Minas por la UEB eléctrica Guáimaro.

La cifra de participantes alcanza el número de 129, la mayoría auditores en el terreno, una decena de supervisores, una especialista de la representación del Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente, y el resto, compuesto por personal de apoyo que labora en el puesto de mando, sin incluir los 13 estudiantes de contabilidad y finanzas de la Facultad de Economía de la Universidad Ignacio Agramonte de Camagüey.