CAMAGÜEY.- José Ramón Machado Ventura, segundo secretario del Comité Central del Partido Comunista de Cuba (PCC) finalizó hoy el recorrido de dos días por lugares de interés económico, asociados a la producción de alimentos de áreas de diez de los trece municipios de la provincia de Camagüey.

Siempre en compañía de Jorge Luis Tapia Fonseca, miembro del Comité Central del Partido Comunista de Cuba (PCC) y primer secretario en la provincia, y de Isabel González Cárdenas, presidenta del Gobierno, emprendió temprano un amplio recorrido con la visita al mercado agropecuario estatal La Arboleda, del reparto Julio Antonio Mella en la ciudad de Camagüey.

Fue reconfortante apreciar los avances en el polo productivo San Antonio, con sus dos Cooperativas de Créditos y Servicios Fortalecidas las “Primero de Mayo” y Combate de Bonilla”, en Minas.

En Las Catalinas, otrora macizo cañero, las tierras están preparadas para apenas rompan las lluvias comenzar a sembrar. Machado hizo la observación que la tierra hay que alistarla, montarla en surco y con las precipitaciones no esperar y comenzar las siembras de inmediato.

En criterio del delegado de la Agricultura en la provincia Las Catalinas es un polo productivo, con una presa con capacidad para siete millones de metros cúbicos; en la actualidad dispone de casi cuatro. La idea es recuperar estas áreas que en un momento fueron de caña y rescatar la producción de cultivos varios y donde no existan condiciones para ese cultivo, la variante es montar una vaquería con 150 vacas en ordeño, habilitándole las plantas proteicas y forrajeras que lleva y con su correspondiente tecnología.

El Segundo Secretario del Partido llamó a consolidar lo logrado y reiteró la idea en los restantes lugares recorridos como Las Flores, en Nuevitas, en la UBPC Julio Sanguily, de la Empresa Agropecuaria y Cítricola de Sola, de aprovechar los suelos, darles rotación para evitar enyerbamiento y en los lugares donde haya agua, ahorrarla.

En Sierra de Cubitas se sustituyen viejas plantaciones de cítricos y avanza el incremento de nuevos frutos y de rejuvenecidos toronjales como se observaron en la UBPC Cuba-Argentina.

Las miniindustrias, tanto la montada en la Primero de Mayo y la que lleva el nombre de Tuabaquey, en Sierra de Cubitas, imprimen resultados en la diversificación de los productos que se comercializan no solo en esos territorios, sino que se expanden con gran demanda a la red comercial de otros municipios.

A 20 kilómetros de la localidad de Guáimaro se encuentra el lugar conocido por Las Panchas, de la UBPC Roberto Aguilar, es generadora de optimismo por lo que se proyecta allí: completar 30 caballerías, bordeadas por la energía eléctrica, en proceso de ejecución, para montar sistemas de riego, mientras se buscan opciones para garantizar la fuerza de trabajo y ubicarla en un campamento.

La producción arrocera, de aves de corral, de cultivos varios, el desarrollo del potencial genético de la ganadería y de otros renglones como los productos lácteos, marcaron la ruta del recorrido de dos días por Camagüey del también Vicepresidente del Consejo de Estado.

Hay que salirse de la ciudad y recorrer nuestros campos para advertir un proceso que va creciendo a fuerza de voluntad de muchos hombres y mujeres, de cuadros de dirección, de dirigentes políticos y gubernamentales, empeñados en que los productos agrícolas tengan mayor presencia en nuestros mercados y satisfagan necesidades también del consumo social y de la industria sin humo.