Fidel

Nada nos quita a Fidel. Ni la muerte. Porque él es símbolo de la infinitud, conexión de siglos, Cuba dentro y fuera del archipiélago, holografía sempiterna de las mejores calidades humanas. Camagüey sigue en el mapa de sus magnitudes.

 



“Hablar de Fidel es una enorme responsabilidad. Con modestia encaro el privilegio que tuve, por mi trabajo en el Partido, de coincidir en tiempo y espacio con él. Ese es el honor más grande de mi vida, el haber compartido sueños y realidades junto al Comandante y estar al lado suyo en la construcción de una sociedad más justa”. Así inició el diálogo ese convencido fidelista que es Manuel Chaos Piedra.

Leer más...

A punto de salir el sol

Casi al amanecer luego de 10 horas de intensas emociones, cuando parecen agotadas todas las historias, siempre aparece algo nuevo, algo noticiable, y no son precisamente los 15 oradores o los 44 números culturales que durante toda una noche y madrugada mantuvieron vivo al Gigante, esta vez una de las tantas noticias generadas desde aquí, son unos muchachos de los que nunca se habla, los chicos del audio.

Leer más...

4:00 am y aquí estamos

Dice una amiga que los periodistas no nos podemos creer el ombligo del mundo. Que no somos la noticia. Y aunque en muchas ocasiones concuerdo con ella, hoy no. Hoy es uno de esos días que nos merecemos un espacio para reconocer esa peculiar manera de rendirle homenaje a Fidel.

Leer más...

Componerlo con nuestra obra.

El pueblo de Camagüey permanece en la plaza de la Revolución Mayor Ignacio Agramonte Loynaz junto a los artistas que rinden, esta noche, tributo al Comandante en Jefe, Fidel Castro Ruz, a un año de conmemorarse el paso de sus cenizas por nuestro territorio.

Leer más...

Al atardecer el 23 de marzo de 1972, la expedición arqueológica dirigida por el Dr. Antonio Núñez Jiménez penetró en la cueva de Los Generales al este de la Sierra de Cubitas y levantó campamento en el salón central, una parte del cual se encuentra desplomado con grandes árboles en su interior.


El Granma de Fidel

Fidel, desde la eternidad continúa comandando el Granma, yate hecho gigante en la historia, tripulación multiplicada que hoy abordan millones de cubanos; Granma hecho tributo y homenaje, compromiso y victoria; Granma, su Granma, nuestro Granma hecho Revolución, socialismo, Cuba.


El corazón de Fidel

Creéme, Fidel estaba en la Plaza. La noche cerrada no amedrentó al Gigante, a los 91 el calibre sigue siendo el mismo que a los 26 universitarios, tampoco la lluvia, que reacomodó los cuerpos y aunó más las almas, hay voluntades que pueden más que la naturaleza.


Hace un año sus cenizas reposaron toda la madrugada en la Plaza de la Revolución camagüeyana. Como aquella vez todo un pueblo se reúne en una velada de agradecidos.


A un año de su viaje hacia la inmortalidad, recordamos desde Camagüey el tributo al gran hombre que sigue siendo -porque toda Cuba es Fidel- más allá del tiempo.