RÍO DE JANEIRO.- (ACN) Ajustes en cada deporte, comentarios sobre ceremonias de apertura y clausura, y las naturales comparaciones entre atletas a competir, marcan a esta ciudad brasileña, a pocas horas de comenzar los XV Juegos Paralímpicos.

Después de cumplidos este martes la mayoría de los congresillos técnicos, incluidos los de atletismo y natación, con mayor cifra de pruebas entre las 528 anunciadas, ya empezó el camino en cada disciplina, que arrancará con las competencias del tiro del rifle de aire 10 metros R1 (m) y R2 (f).

Pero será el atletismo el encargado de repartir el primer juego de medallas en los cinco mil metros categoría T11 (ciegos), según el sistema de información de los Juegos disponible en el Centro Principal de Prensa, aledaño al Parque Olímpico de Barra de Tijuca.

Esas estadísticas reflejan un total de cuatro mil 337 atletas, de ellos mil 672 mujeres y dos mil 665 hombres, con las delegaciones más numerosas de China, con 307, los anfitriones (286), Estados Unidos (278), Gran Bretaña (251), Australia (170), Ucrania (168), Alemania (155) y Canadá (153).

Se esperan 175 países, ya un primer récord, para dirimir una cantidad de modalidades en 22 disciplinas, que superan las 306 de los recientes Juegos de la ciudad carioca.

En ellas muchos sacan cuentas de preseas por ganar y rivales a derrotar, en la eterna lucha de establecidos, jóvenes y hasta hechos imprevistos como lo marca la historia de cada certamen de cualquier tipo.

Como siempre en las citas múltiples acaparan igualmente la atención los espectáculos de inicial y final, más en las ediciones paralímpicas precedidas por unas que cada vez son difíciles de superar en deslumbramientos y tecnología.

La de este miércoles no será diferente y los organizadores han dejado entrever algunos detalles del previsto a comenzar en el mítico estadio Maracaná, bajo la dirección del diseñador Fred Gelli, el escritor Marcelo Rubens Paiva y el artista Vik Muniz.

Gelli ha prometido “transmitir la energía sin fin que tienen los atletas” y Paiva dice que será “el mayor símbolo de la tolerancia y el respeto por los demás”, enfocados en el lema Cada cuerpo tiene un corazón, lo que refleja su enfoque en la condición humana, los sentimientos, las dificultades, la solidaridad y el amor.

De nuevo la fastuosidad vendrá desde el trabajo de 500 profesionales, la mayoría coreógrafos y artistas, y los dos mil voluntarios que estarán en un recinto para el que se han vendido 50 mil 000 entradas.

El desfile lo abrirá Ibrahim Al Hussein, un refugiado sirio que competirá como parte del equipo de atletas paralímpicos Independientes (IPA) en los Juegos.

La ceremonia incluirá la creación en directo de una obra de arte de Muniz, que se realizará durante el paso de los deportistas con la utilización de 500 placas, la cuales formarán un mosaico gigantesco, cuyo diseño sigue siendo un secreto.

Por último, no deja de suscitar preguntas el encendido del pebetero paralímpico, llama que ha viajado por las cinco regiones de Brasil a lo largo de siete días con 500 portadores de la antorcha, que en su forma cuadrangular refleja los cuatro valores paralímpicos: valor, determinación, inspiración e igualdad.

Lo cierto es que los retos, conjeturas y realidades comienzan este jueves.