CAMAGÜEY.- El segundo encuentro artístico Sonido Camagüeyano tocó primero el cielo, por las ofrendas depositadas esta mañana a Candita Batista y Nené Álvarez, dos pilares de la música de la nación, que descansan en el cementerio general de esta ciudad.

“Cuídanos siempre, gran dama de la canción cubana”, dijo la musicóloga Heidy Cepero Recoder ante la tumba de quien trascendió como la Vedette Negra de Cuba, que fue la primera solista femenina acompañada por una agrupación masculina en Camagüey, y que compartió su savia con los jóvenes hasta su muerte el primero de abril del 2016.

Entonces dio paso al conjunto Mokekeré -término en lengua arará que significa niño-, fundado por Candita Batista el 27 de noviembre del 2002, interpretó “Mi mokekeré”, uno de los temas que más se le escuchó a la intérprete de la canción afrocubana, tanto como la canción de “Angelitos negros”.

La ruta por el camposanto llevó a la tumba de Nené Álvarez, quien fue líder del Conjunto Soneros de Camacho, y falleció justo el 7 de febrero del 2017, el día que comenzaba la primera edición del Sonido Camagüeyano.

“Yo tengo la influencia de Nené y de su hijo Adalberto Álvarez porque me formé con su música”, dijo Manolito Simonet, al resaltar el legado del Embajador del Son, como músico, director de orquesta y padre.

Por eso, como reafirmación de su continuidad, Soneros de Camacho le cantó “A mi manera”, uno de los números preferidos de Nené y de las canciones más populares de ese grupo de Camagüey.

¿QUÉ MÁS OFRECE ESTE SONIDO?

En la tarde se prevé el concierto de alumnos de las escuelas de arte del territorio con la participación de artistas invitados, cubanos de resonancia internacional, en el patio del Centro Cultural Caribe, de 4:00 p.m. a 8:00 p.m.

El megaconcierto, plato fuerte del Sonido Camagüeyano en la Plaza de la Revolución Ignacio Agramonte, comenzará a las 10:00 p.m. y se ha programado hasta las 6:00 p.m. de mañana 4 de febrero.

“No podemos perder la posibilidad de tener 100 000 personas como el año pasado”, enfatizó en conferencia de prensa Manolito Simonet, quien concibió el Sonido Camagüeyano como espacio de promoción del talento de la provincia, y como regalo para el bailador de la música popular.

Por Camagüey tocarán Rumbatá, Camagua, Maravilla de Florida, Ritmo Moderno, Sabor Cubano y Acheré, quienes alternarán con Pupy y los que Son Son, Elito Revé y su Charangón, Aizar y el Expreso, Septeto Santiaguero y Manolito Simonet y su Trabuco.

Esta edición del encuentro se dedica al aniversario 70 de la Maravilla de Florida, y a los 25 años del Trabuco y de la empresa discográfica Bis Music.

No obstante, el Sonido se escucha desde ayer, porque las subsedes en Esmeralda y Florida, hasta donde llegó el “Charangón”, y el concierto de Pupy y los que Son Son, en el patio del Caribe.

En la alameda o Paseo Martí de Esmeralda hubo una feria de productos agropecuarios y artículos musicales y de Artex, y la matiné, dirigida por Reinaldo Echemendía, involucró a la “Maravilla”, el “Trabuco”, “el Expreso”, el Ballet Folklórico de Camagüey y Renacer Caribeño, grupo de ese municipio.

En 2017, Sonido Camagüeyano funcionó como cierre diferente de la Semana de la Cultura de esta ciudad, propició el intercambio con los estudiantes en pleno Casino Campestre y trajo a Van Van, José Luis Cortés y N.G. la Banda, a Tania Pantoja, Maykel Blanco y su Salsa Mayor, entre otros.