Ni el intenso calor, ni el de pie tan temprano menguaron las ganas de un pueblo al que le sobran razones para desfilar, por eso hubo conga, algarabía, bailes, palomas surcando el cielo más libre que existe proclamando que la tierra es de paz… y hasta los más jóvenes, como María Karla de siete años, renovaron la mambisa caballería de Agramonte y mostraron que con la vergüenza de los camagüeyanos hay que contar.

Fueron más de 200 000 los camagüeyanos en la Plaza de la Revolución, y en todos el primer pensamiento estuvo en los cinco, que por primera vez, luego de 16 años de injusta prisión, pueden compartir tan festiva jornada, las manos se unieron por Venezuela y su pueblo que defienden su derecho a seguir el proyecto de Chávez; y nadie ocultó la firmeza del reclamo pro el cese del inhumano bloqueo contra Cuba.

Warning: No images in specified directory. Please check the directoy!

Debug: specified directory - http://www.adelante.cu/images/1ro_mayo_2015:200:200:0:0

{flike} {plusone} {ttweet}