Luego de una temporada (la 2015) que cerró con saldos negativos todos sus balances, muchos aficionados se sumaron al bando de los escépticos que ven como una utopía la posibilidad de un título tricolor en nuestro clásico doméstico de las bolas y los strikes.

Para el futuro cercano las perspectivas no son más promisorias. Si bien la Academia resultó el conjunto más ganador de la recién concluida Serie Provincial (22 victorias-4 derrotas) y sus integrantes sobresalieron como refuerzos dentro de las nóminas finalistas, también toca tener en cuenta hechos como el abandono del país por parte de Luis González y Eleazar Lame (figuras esenciales en cuanto a bateo y defensa, respectivamente), y la poca “profundidad” que siguen mostrando en el cuerpo de lanzadores y la impulsión de carreras.

“Esta ha sido una etapa en la que hemos trabajado mucho pero todavía nos quedan unos cuantos aspectos por solucionar”, reconoce Ángel Lino Álvarez Tamayo, director del centro de talentos. “De enero a la fecha, durante unas doce semanas, cerca de cincuenta muchachos se han entrenado en el 'Cándido González' con la mirada puesta en el torneo para menores de 23 años pero conscientes de que deberán jugar un papel fundamental en la próxima Serie Nacional”.

El proceso no ha estado libre de dificultades. En primer lugar resaltan las materiales, que van desde la falta de bates hasta los problemas con la alimentación de los atletas. Además, al escribirse estas líneas, se mantenía la inseguridad en torno a la realización de la Liga Agramontina de Béisbol (LAB), debido a la falta de pelotas.

(En comunicación con la industria deportiva de Florida Adelante Digital pudo conocer que la materia prima para la elaboración de esos implementos debe llegar de La Habana entre viernes y sábado; su confección está prevista para comenzar a partir del lunes.)

Mientras a solo un centenar de kilómetros Ciego de Ávila vibra ante la posibilidad de conquistar su tercer cetro beisbolero en los últimos cinco años, aquí en Camagüey la pelota da discretos pasos en el camino hacia una pretendida recuperación. Entre torneos los hombres del diamante por estos lares tienen ante sí el reto de volver a encarrilar una disciplina que ha escrito con tintes grises sus capítulos más recientes. A juicio de este redactor falta bastante para que lo consigan.

LIGA AGRAMONTINA (ALGUNOS IMPRESCINDIBLES)

Aunque su fecha de comienzo todavía está por confirmar, la segunda edición de la LAB congrega a poco más de un centenar de hombres que representan lo que más vale y brilla del béisbol camagüeyano en la actualidad. Por posiciones y equipos, estos son algunos de los convocados. Con seguridad, muchos volverán a verse las caras en la preselección a la serie 56.

Receptores

Irán Falcón (ACA)

Luis Gómez (ACA)

Jorge Cardosa (CMG)

Ermindo Escobar (CMG)

Elier Noa (CMG)

Pedro Smith (ESM)

Yendry Téllez (ESM)

Arlen González (SEL*)

Jugadores de cuadro:

Leonel Segura (ACA)

Alexander Ayala (CMG)

Rafael Lastre (CMG)

Norberto Concepción (ESM)

Humberto Bravo (SEL)

Yosbel Pérez (SEL)

Jardineros:

Dariel Avilés (ACA)

Dairon Blanco (ACA)

Leonel Moa (ACA)

Héctor Hernández (CMG)

Asley Alfonso (CMG)

Yanmichel Flores (SEL)

Lanzadores:

Erislery Basulto (ACA)

Yosimar Cousin (ACA)

Lizander Hernández (ACA)

Carlos Pérez (ACA)

Arbelio Quiroz (ACA)

Rolando Rodríguez (ACA)

Yariel Rodríguez (ACA)

Billy Arias (CMG)

Vicyohandri Odelín (CMG)

Ramón Robles (CMG)

Yormani Socarrás (CMG)

Rodolfo Sorís (ESM)

Onelio Carmenates (SEL)

Yoan Fabré (SEL)

{flike} {plusone} {ttweet}