CAMAGÜEY.- La novena de esta provincia despidió a su similar de Ciego de Ávila con nocao de 14 carreras por cuatro en el cierre de la tercera subserie de la Serie Nacional de Béisbol para menores de 23 años.

Con la victoria de este viernes en el estadio del poblado Haití en el municipio Santa Cruz del Sur los Toros igualaron el compromiso a dos éxitos por bando y continúan en la segunda plaza de la llave C con balance de seis triunfos e igual cantidad de derrotas.

Los Tigres se mantienen a la cabeza del grupo con 8 y 4, mientras Sancti Spíritus (6-6) y las Tunas (4-8) cierran la clasificación parcial. De vuelta a lo acontecido hoy en el sur del territotio, los nuestros conectaron todos los imparables que le faltaron en las salidas anteriores.

Después de que los visitantes anotaran una carrera al abridor Carlos Espinosa en la parte alta del primer capítulo, sus compañeros respondieron con racimo de tres. Sencillo de Danny Luaces y cuadrangulares de Yandy Yanes y Leonel Moas Jr. marcaron la diferencia.

En el segundo inning los nuestros fabricaron otras dos con base por bolas a Ismel Noriega, doble de Eglis Eugellés e imparables de Luaces y Yanes. Los avileños descontaron dos gracias al jonrón de Héctor Labrada que encontró a uno en circulación, pero en la parte baja Camagüey definió el choque con ocho anotaciones. La cosecha comprendió dos boletos y ocho indiscutibles, incluidos dobletes de Yanes, Osvaldo Duanes y Jorge Ávarez.

Los Tigres anotaron una vez en el quinto, pero en el séptimo los anfitriones decretaron el marcador de superioridad. La victoria individual correspondió al juvenil Espinosa, que permitió las cuatro limpias en seis entradas de actuación, en las que ponchó a dos y no regaló boletos.

Este domingo, a partir de las dos de la tarde, se reanuda la acción en el “Cándido” con la visita de los espirituanos. La tarea de los discípulos de Loidel Chapellí será devolver el golpe que significó la derrota de tres partidos por uno sufrida en el estadio José Antonio Huelga a manos de los Gallos.