CAMAGÜEY.- Por estos días un ajetreo constructivo transforma el ruedo de los Toros. Dos brigadas cuentapropistas asumen la reparación del casi sexagenario estadio Cándido Gónzalez, la casa del equipo de Camagüey en la Serie Nacional de Béisbol. Un millón doscientos mil pesos se ejecutan para mejorar las condiciones del terreno, de los atletas, los árbitros, y de todos cuantos asistan a esa instalación emblemática del deporte camagüeyano.

Hoy se amplían los club house que tendrán baños con duchas dentro y taquillas para que los atletas guarden sus pertenencias, además estos serán climatizados. A los bancos se le sumaron condiciones, incluyendo un baño y le se cambiará el mobiliario y la estructura.

El terreno, actualmente en una situación comprometida, recibirá un tratamiento, que aunque no será capital, sí se rellenará. Las cercas se correrán hasta la tapia y eliminarán la estructura de hierro que sujetan los colchones, estos serán colocados directamente en la mampostería lo que aumentaría nuevamente las dimensiones.

También se labora en los palcos de invitados y de protocolo, este último será completamente climatizado. El cuarto de árbitros y el local de la comisión técnica tendrá total independencia.

Pero, sin dudas la mayor beneficiada con estos cambios será la Academia Provincial, pues aumentará su capacidad de hospedaje –cerca de 90 atletas–, incluyendo cuartos destinados a las categorías inferiores. Se reconstruyen cinco habitaciones para los jugadores de la primera categoría que contarán con todas las condiciones necesarias para el descanso, aire acondicionado, baño interior –antes era colectivo– y un televisor en cada una.

Según comentó Dagoberto Riverón Trumboll, director de la instalación, hasta la fecha avanza el cronograma con algunos atrasos producto de la entrada tardía de determinados recursos como las tuberías hidráulicas, ya se cambiaron todas las sanitarias y se trabaja en la parte eléctrica. Cuando concluyan las acciones de construcción civil se prevé pintarlo todo.  El Cándido, además, contará con una Sala de Prensa y un sitio para exhibir los principales trofeos y las fotografías de las grandes figuras del béisbol en el territorio. “Si todo sale como está previsto, las labores deben concluir el 30 de junio” explicó.

El Cándido González fue inaugurado el 26 de diciembre de 1965 y ha acogido certámenes de relevancia internacional como los Campeonatos Mundiales de Béisbol Aficionado 1971 y 1973, el Tope Cuba - Japón en 1974 y el Panamericano Juvenil de 2001.