Entre el lunes y sábado cuatro equipos de la región centroriental animan el Zonal Clasificatorio, que otorga dos boletos para la discusión de medallas (tres asientos en el caso de que Camagüey no obtenga su plaza por derecho propio).

Como se preveía, Holguín ha resultado la principal escuadra de la llave, gracias a su efectividad colectiva y disposición para alternar registros sobre la duela: lo mismo ante equipos con experiencia, como Santiago de Cuba, que midiéndose a la renovada formación de Villa Clara.

En ese sentido, no resulta precipitado anticipar la inclusión de los nororientales en el cuadro medallista, amén de los recursos que sean capaces de mostrar los dos convidados de la mitad occidental de la Isla: La Habana y Matanzas. La tríada de esas selecciones apunta a muy buenos partidos en la sala mayor de la Polivalente Fortún, entre el 22 y 28 de noviembre.

Mas el cuarto asistente no será "pieza de cambio" para nadie. El terreno lo confirma. Este jueves los holguineros  sufrieron un inesperado revés ante Santiago de Cuba (38-30), con lo que la tabla de posiciones se complejizó más de lo que ya estaba. Ahora, ambas selecciones orientales comparten el primer escaño con seis puntos, merced de sus tres éxitos en cuatro salidas; Camagüey (que derrotó 30-26 a Villa Clara) marcha segunda con cuatro rayas, y los naranjas quedan cuartos, sin saldo a su favor. 

APUNTES DESDE EL BANCO

La meta de Camagüey va más allá del Zonal Clasificatorio, asegura su entrenador, Víctor Portales, para quien “tienen una gran importancia los encuentros de por estos días”.

“Nos permiten limar detalles, probar hombres. Aunque aspiramos a clasificar por méritos propios, también jugamos pensando en la final y en el papel que queremos desempeñar, luego de años sin que nuestra provincia lograra llegar a esa instancia”.

Esta vez sus discípulos cumplieron un ciclo de preparación superior al de campañas anteriores, pues durante cerca de tres meses mantuvieron concentradas a sus figuras del primer nivel y a varios de los principales prospectos del juvenil.

“El clasificatorio ha dado espacio a equipos de características muy diferentes pero que en todos los casos nos obligan a emplearnos a fondo. No nos confiamos con ninguno, ni por el hecho de tener seguro el cupo finalista hemos asumido los juegos por compromiso. Creo que de estas primeras fechas vamos a salir muy fortalecidos, que es en definitiva, lo que llegamos buscando”.

{flike} {plusone} {ttweet}